Terra Nova I.

Terra Nova I

Terra Nova I

 

Datos de la antología

  • Año publicación: 2012,  Sportula
  • Selección: Mariano Villarreal y Luis Pestarini
  • Nº Páginas: 350
  • Formato: Rústica con solapas
  • Lengua: Castellano
  • AntologíaTerra Nova I
  • Fecha de lectura: Mayo de 2017

 

 

Pues sí, no había leído la famosa antología de Mariano Villarreal y Luis Pestarini. Es más, no he leído ninguna de las antologías de Mariano (Corrección: Antes de publicar finalmente esta entrada, he leído la antología Dark Fantasies. Reseña: Parte I, Parte II), cuestión que pesaba en mi conciencia desde hace bastantes meses. Pero quería tenerlas todas y las quería en papel.

Es algo que siempre me pasa cuando un libro me parece especial, quiero tenerlo en papel. Soy un gran defensor del formato digital desde hace algún tiempo y reconozco que a partir de cierta cantidad de libros, es imposible tenerlos en formato físico, sobre todo por falta de espacio. Por eso reservo la oportunidad de poder tocar, oler, manosear y disfrutar libros en papel para las grandes ocasiones. Y esta es una de ellas (por cierto, la edición de todas las antologías es magnífica).

Antologías de Mariano Villarreal

Antologías de Mariano Villarreal

No voy a hacer una reseña “al uso” de esta antología, tiene 5 años y creo que se ha hablado de ella en múltiples blogs y sobre todo, la han comentado expertos mucho más fiables que yo. Pero este hecho me da la oportunidad de comparar mis impresiones con las opiniones que he ido recopilando por ahí. Con algunas coincido, con otras no tanto. Lo que creo que queda claro en todas es que es una antología que merece la pena leer (sus 3 Ignotus son prueba de ello) y que seguro que hará disfrutar a cualquier amante de la lectura, no ya solo de género, sino a cualquier amante de la buena lectura. Además, considero que puede ser un buen punto de partida para alguien que quiere empezar a leer Ciencia Ficción, Fantasía o Terror.

Antología Terra Nova Volumen 1
El Zoo de papel, de Ken Liu (5/5)

Es extraño, pero creo que este relato es el cuento del que menos cosas tengo que decir. Mi lectura coincide con la reciente publicación por parte de Alianza Editorial (Runas) de la traducción (excelente trabajo de Mª Pilar San Román) de la colección de relatos de Ken Liu que se titula igual que el cuento. Así que hay un aluvión de reseñas y de comentarios sobre este texto.

Me gustaría poder decir algo distinto de lo que ya se ha dicho muchas veces, pero es imposible. El cuento es de lo mejor que he leído y lo será por mucho tiempo. Solo por haber podido disfrutarlo, merece la pena la antología.

Se puede discutir si es una buena decisión ponerlo el primero, pero Mariano ya ha explicado el motivo en más de una ocasión y siempre que leo este tipo de críticas me vienen a la cabeza 2 palabras que deberíamos utilizar más, “hazlo tú”.

Dierdre, de Lola Robles (4/5)

Aquí ya las cosas se ponen un poco más complicadas. Si me he decidido a escribir esta entrada es sobre todo por las críticas que he leído sobre este cuento, algo que me ha sorprendido ya que el texto me ha gustado muchísimo.

“Previsible, no aporta nada nuevo, podía haberle sacado más jugo…” Son varias de las opiniones que se pueden ver en diversos blogs especializados. Pues a mí me ha aportado cosas y no me ha parecido para nada previsible.

Creo que Lola es una de las escritoras que mejor escribe del panorama actual y además, siempre consigue que sus historias me lleguen, de una u otra manera. Considero que en esta, toca temas muy interesantes como la búsqueda del amor perfecto, el libre albedrío y la utilización de IAs como acompañantes sexuales (que aunque no es algo extremadamente novedoso, a mí me sigue funcionando). Además, las protagonistas (hablo en plural, cada vez personalizo más a las IAs, tal vez por culpa de Nieves Delgado) son lesbianas y nunca está de más visibilizar a un colectivo que ha sido tan ninguneado como este.

Lo dicho, me ha gustado mucho.

Recuerdos de un país zombi, de Erick J. Mota (4.5/5)

De este relato había leído muy buenas crticas y la verdad es que cuando empecé a leerlo me decepcionó un poco. No terminaba de conectar con la historia ni con la manera que tiene el autor de narrarla. Pero según he ido entrando en materia, me ha ido gustando más y más, hasta que he terminado disfrutando muchísimo de la historia. Considero un acierto por parte del autor utilizar un lenguaje coloquial que hace que te sientas dentro de la historia, en Cuba y con sus paisanos merodeando a tu alrededor. Algo que al principio no terminaba de convencerme, ha resultado ser uno de los atractivos del relato.

Una historia muy original, divertida y que utiliza el sarcasmo para hacer crítica social. Uno de los mejores relatos de la antología.

Enciende una vela solitaria, de Víctor Conde (2/5)

Este era otro de los relatos que me interesaban mucho, ya que creo que no he encontrado ni una sola reseña positiva y Voces Remotas de Albión (también de Conde y publicada por entregas en la revista Supersonic) me había gustado mucho. Así que era al oportunidad de desmarcarme un poco y encontrarle el sentido que nadie había sido capaz de ver. Pues bien, no lo he conseguido.

Me ha parecido un relato complicado de seguir, con tramos que parece que están escritos casi de manera automática y en el que a veces parece que no tienen sentido. Que conste que me encantan los autores que intentan innovar y hacer algo más con sus textos que escribir y contar una historia (me declaro fan absoluto de por ejemplo Francisco Jota-Pérez), pero creo que la jugada no ha terminado de funcionar.

Además, si lees la entradilla, es todavía peor. ¿Una crítica a las redes sociales? No lo veo.

Cuerpos, de Juanfran Jiménez (3.5/5)

Esperaba mucho de este relato ya que parece que es uno de los que más gustó de la antología. Una cuento de “cambios de cuerpo”, que aunque sí que me ha parecido que tiene un estilo bastante original, no ha acabado de engancharme. No le veo ningún defecto, pero tampoco he encontrado nada que me llamara la atención. Buena prosa, un estilo casi de novela policíaca bastante original y una historia resultona e incluso divertida en ciertos momentos. Correcto, sin más.

Un día sin papá, de Ian Watson (4.5/5)

Este es el único relato sobre el que no voy a leer ninguna reseña (sí, estoy escribiendo los comentarios según voy leyendo la antología y de paso reviso las distintas reseñas). Esta vez, además de que no tengo tiempo, me da igual lo que se haya dicho del cuento. Una historia que por diversos motivos me ha dejado bastante tocado, que tiene múltiples lecturas y que creo que parte de una idea de esas que nos gustan a los amantes de la Ciencia Ficción. Es espectacular como el autor consigue llevar esa idea, del terreno de la originalidad al terreno de la reflexión. No quiero contar mucho más, es mejor que cada uno descubra por si mismo esa transición desde el sentido de la maravilla inicial, hasta la profundidad de las múltiples reflexiones que nos lanza el autor.

Memoria, de Teresa P. Mira de Echevarría (5/5)

No es ningún secreto que considero a Teresa P. Mira de Echeverria una de las mejores escritoras de género del momento, que me encanta todo lo que escribe y que admiro la manera que tiene de contar historias que van más allá de una simple trama. Sus textos siempre esconden algo y este no iba a ser una excepción. Pero es que además de esto, considero que la estructura de este cuento es casi como un truco de magia; primero te hace creer que es Bradbury y que estás leyendo Crónicas marcianas, sin que te des cuenta cambia a un estilo completamente diferente y te cuenta una “historia de amor Teresa Style” y termina haciendo que tus neuronas dejen de abrazarse para ponerse a funcionar a máximo rendimiento intentando darle sentido a un final sorprendente y que tiende casi a la Ciencia Ficción Hard. Magistral.

Sorprendente que en bastantes reseñas no se destaque el cuento e incluso en algunas, se critique la prosa de la autora.

El ciclo de vida de los objetos de software, de Ted Chiang (4/5)

Con esta novela corta de Chiang, me ha ocurrido como con la colección de relatos (La historia de tu vida), me esperaba mucho y aunque es una historia que me ha gustado, me ha dejado un poco frío. Ganadora del Hugo y el Locus, finalista del Nébula y valorada como excelente en casi todas las reseñas que he leído, personalmente me parece una novellete que aunque explora temas muy interesantes como mundos digitales, avatares, inteligencia artificial y obsolescencia digital (un tema que siempre me ha parecido apasionante ) y lo hace además desde el punto de vista de alguien que sabe de lo que habla y está acostumbrado a hacerlo, no termina de maravillar.

No es ni por la prosa, ni por el estilo ni tan siquiera por la sensación que me ha dado a veces de que pese a la estupenda traducción de Manuel de los Reyes, transmite frialdad con su escritura. La clave está en que ha habido momentos en los que me he aburrido y eso en una novela corta…

¡Por Dios! ¿¡Ted Chiang habla del ciclo de vida del software, soy informático y me deja frió!? Imperdonable, pero es lo que hay.

Conclusión: Una excelente antología con cuentos de mucho nivel, exceptuando el de Victor Conde que no me ha gustado nada. Es curioso ver cómo siempre espero mucho de Chiang y me decepciona y aunque en principio, las temáticas que aborda Liu son menos atractivas para mí, siempre acaba llevándome a su terreno. Y sobre todo… ¡Cómo me gusta Teresa P. Mira de Echeverria! Estoy deseando meterle mano (a ver cuando me llega) a su antología Diez variaciones sobre el amor.

Artículos Relacionados

Comparte el OrigenShare on Facebook26Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0Email this to someonePrint this page
The following two tabs change content below.

Origen

Administrador
Informático, friki, padre y lector compulsivo. Espero que mi camino os ayude a realizar el vuestro.

Publicaciones de Origen (Ver Todas)

2 Commentarios

  1. Daniel Perez (@Mangrii) 11 julio, 2017
    • Origen 11 julio, 2017

Deja un comentario